Riesgo de Privacidad Acechante Sobre el Nuevo iPhone X

La nueva tecnología de reconocimiento facial en el iPhone X podría alzar algunas serias preocupaciones de privacidad

Ya que las contraseñas pueden ser difíciles de recordar veces, más y más personas están aceptando la tecnología biométrica como usar la huella digital para desbloquear el teléfono y por qué no, incluso el rostro entero.

Esta semana, Apple comenzó a tomar pre-órdenes de su costoso y nuevo iPhone X. Además del precio de $1,000, el smartphone también trae nuevos métodos de desbloqueo que está alzando las preocupaciones sobre la seguridad y privacidad: la empresa remplazó su huella digital con un escaneo 3D de la cara.

Aunque Apple asegura que la información facial solo será albergada en el teléfono y no en otros servidores de la empresa, hay otras empresas que usan una tecnología similar y no son tan protectores con la información.

Una de las bases de datos faciales más grandes en el mundo es adueñada por el mismísimo Facebook. Hay 350 millones de imágenes subidas a sus servidores a diario. Además, en junio del 2017 la empresa reportó que hay 2 millones de usuarios activos al mes.

Aunque Facebook actualmente usa la tecnología para detectar quien está en sus fotos, la reportera de tecnología con Slate, April Glaser, advierte que la base de datos podría ser usada en otras maneras en el futuro previsible.

“Ciertamente en unos años, podríamos imaginar un escenario donde hay una cámara que sabe que entró a una tienda y de alguna manera está unido a su actividad de Facebook,” dijo Glaser.

“Ellos saben su emoción o lo que publicó. Ellos saben que está teniendo un buen día porque compartió algo feliz sobre su familia y luego ellos serán capaces de comercializarlo quizá basado en esa emoción,” ella añadió.

Además de eso, de acuerdo con Glaser, Facebook ha trabajo en tecnología que puede percibir sus emociones basadas en su rostro.

También hay otro tema en discusión:

“Ahora la policía necesita una garantía para desbloquear su teléfono o forzar su mano sobre una contraseña. Pero aún está en disputa si pueden o no forzarlo a poner su dedo en una identificación táctil,” le dijo a CNBC.

“Y algo que es mucho menos coercitivo sobre forzar a alguien a poner su dedo en una identificación táctil es solo simplemente confiscar el teléfono y colocarlo frente a su rostro,” añadió Glaser.

Fuente: cnbc.com