Estudio Descubre Que La Ketamina “Detiene Rápidamente los Pensamientos Suicidas”

La ketamina podría prevenir a los pacientes de sufrir depresión y pensamientos suicidas de lastimarse a ellos mismos

Un nuevo estudio del Centro Médico de la Universidad de Columbia descubrió que la ketamina podría reducir rápidamente los pensamientos suicidas en comparación con otros métodos.

Michael Grunebaum, el líder del estudio mencionó que los pacientes suicidas tienen una “ventana crítica” donde necesitan “alivio rápido” para poder prevenir que se lastimen. Desafortunadamente, esta no es una tarea fácil.

Él también añadió que: “Actualmente, no hay tratamiento para alivio rápido de pensamientos suicidas en pacientes deprimidos.”

Investigación previa sobre la ketamina ha mostrado que la droga es muy poderosa en la depresión. La mitad de aquellos que fueron tratados con ella descubrieron que los síntomas de la depresión habían desvanecido, incluso seis meses después.

Además, el grupo al cual se le administró la ketamina mostró una reducción “clínica significante” en los pensamientos suicidas, prueba de que la droga realmente funciona.

Aún más, el grupo mostró una mejora significante en el ánimo y la disposición en general, al igual que una depresión y fatiga reducida.

Desde este estudio, otra pregunta apareció en la imagen: ¿Podría la ketamina curar a los alcohólicos de su adicción al hacerlos olvidar las “señales” que los empujan a tomar la botella?

Los psicólogos en el Colegio de la Universidad de Londres están actualmente probando la idea de usar una dosis de eso para ayudar a los bebedores a reducir su consumo.

“Las memorias que usted forma pueden ser apropiadas por las drogas en algunas personas. Si usted fue un alcohólico podría tener una fuerte memoria de estar en cierto lugar y querer beber.

Esas memorias son continuamente desencadenadas por cosas en el ambiente que no puede evitar. Las personas pueden renunciar exitosamente al uso durante un término corto mientras están siendo monitoreados en el hospital… pero cuando regresan a casa, ellos son expuestos a esos desencadenantes ambientales de nuevo,” añadió Das.

Fuente: metro.co.uk